Logo de Vigo360

Vigo360

El nuevo 6802 en Cánovas del Castillo, realizando la línea C1.
El nuevo 6802 en Cánovas del Castillo, realizando la línea C1.

Välkommen, Volvo

Ariel Costas - 01/03/2023

Välkommen, en sueco, bienvenido.

Hoy, uno de marzo, entran en servicio al fin los Volvo 7900 S-Charge que ha adquirido Vitrasa. Ya hablamos de esta renovación en otra entrada, que recomiendo encarecidamente leer. Pero hoy hablaremos un poco más en específico de los Volvo.

Estos son los primeros autobuses híbridos que entran fijos a Vitrasa. Durante los últimos años se han ido probando varios, tanto híbridos como 100% eléctricos, nunca con los resultados deseados. Pero se ve que los vehículos de la firma sueca cumplían con las especificaciones necesarias, y fueron comprados en Vitrasa para sustituir a los antiguos Irisbus CityClass, Mercedes Citaro y los MAN NF224F (midibuses).

Los vehículos van numerados a partir del 6801, siendo el número 8XX nuevo en la flota (hasta ahora, había 1XX y 2XX para MAN de distintas generaciones; 4XX para Mercedes, 5XX para Iveco, 67X para Iveco articulados y el 701 siendo el Scania NUB4X2). Cuentan con la misma nueva pintura que también tienen los MAN A22 y A24, con los colores verde y amarillo como predominantes (a mi juicio, más feos que los antiguos totalmente verdes); y con los logotipos de la empresa y el Concello, así como los letreros electrónicos, en blanco.

El interior también es similar al de los MAN, si bien cambia en que no hay tanta diferencia de altura entre los asientos y el piso del autobús, cosa que es problemática en los MAN para los usuarios mayores, o que van cargados. Con barras metálicas y asientos similares a los de la primera generación de New City (pero sin ser resbaladizos), el interior es, como digo, muy similar.

La diferencia en los asientos es que, a diferencia de los New City, en la parte delantera hay dos de un lado y uno del otro. Es decir, detrás del puesto de conducción hay dos asientos, en lugar de uno largo (como los MAN) o uno normal (como los Iveco y los Mercedes); y del otro lado uno solo, como es habitual. Según la empresa, además, algunos buses tienen espacio extra para maletas, siendo idóneos para la línea A que conecta el aeropuerto con la ciudad y la universidad.

Cuentan con tres pares de puertas, todas eléctricas (como las de los New City): una delantera para solo subida, y dos traseras de bajada, con la diferencia (respecto al resto de la flota) de que son corredizas.

Los paneles de parada solicitada están encima de las puertas traseras, emitiendo un sonido que se oye bien en todo el autobús cuando se accionan los pulsadores. En la parte trasera hay también sensores en las puertas, que muestran un monigote de una persona en un display en la parte delantera, así como una cámara conectada a una pantalla en el puesto de conducción para la puerta de atrás del todo, que permiten ver si hay alguien ahí saliendo u obstruyendo la puerta.

Para desgracia para todos y tortura de algunos, estos autobuses cuentan con la pantalla del sistema SIAM. Un sistema que supuestamente está para informar sobre la línea, las paradas y los transbordos realizables, pero que en la realidad solo sirve para anunciar la parada por la que estás pasando (no la siguiente, sino la que estás rebasando cuando escuchas el anuncio), para poner publicidad con música molesta, de la que se van a acordar los viajeros hasta el fin de sus días; y para (ocasionalmente) mostrar avisos de la BIOS que confunden a la mayoría de gente.

A nivel confort, he de decir que son bastante cómodos, aunque los asientos “laterales”, es decir, junto a una ventana/pared, se hacen un poco estrechos en comparación con otros vehículos, tanto de Vitrasa como de otras empresas. El modo híbrido está bien, es muy silencioso comparado a los New City (no digo ya otros vehículos más antiguos), y en modo diésel se siente también más silencioso que el de otros coches, lo cual es de agradecer.

Y sin más que comentar, esperemos que estos vehículos salgan buenos (no como los últimos) y que duren muchos años, y deseo a Volvo mucha suerte circulando 12 años (o más) por las complicadas calles de Vigo.

Vitrasa Opinión Actualidad
Un MAN A22 en la línea 11 durante el último día de paros parciales en mayo.

Sigue la huelga en Vitrasa (sí, todavía)

Hablamos de las nuevas jornadas de huelga que vienen a Vitrasa, porque aparentemente es muy complicado resolver el conflicto de forma que se deje de perjudicar a los viajeros.

Manifestantes bajando Gran Vía protestando por la situación de huelga en Vitrasa el pasado jueves 9 de noviembre.

De cómo el alcalde se ríe del vecino

Hablamos sobre la paupérrima gestión del Concello en materia de movilidad

Hospital Álvaro Cunqueiro

Paseos por Vigo (43) - Beade (Babio y Saa)

Hoy damos un paseo por los dos principales barrios de Beade, al menos en población, aunque no en importancia

Comentarios

No hay comentarios aún. ¡Sé el primero en comentar!

Déjanos tu comentario

Para evitar el spam, revisaremos tu comentario, y no será visible hasta que lo aprobemos.